Pidan, y recibirán

Evangelio del domingo 28 de Julio de 2019.

† Lectura del Santo Evangelio según San Lucas 11, 1-13

Estaba Jesús orando en algún lugar, al terminar, uno de sus discípulos le dijo: “Señor, enséñanos como les enseñó Juan el Bautista a sus discípulos”.  Él les dijo: “Cuando oren, digan: Padre, santificado sea tu Nombre, ven a reinar; danos cada día nuestro pan del mañana, perdonamos nuestros pecados, que también nosotros perdonamos a todos los que nos ofenden, y no nos dejes caer en la tentación”.  Luego les dijo: “Supongamos que uno de ustedes va a media noche a donde su amigo y le dice: “Amigo, préstamos tres panes, porque un amigo que estaba de viaje acaba de llegar a mi casa y no tengo que ofrecerle”.  Sin duda el otro no le a responder desde dentro: “No me molestes, la puerta ya está trancada, mis hijos y yo estamos acostados, no puedo levantarme a darle nada”.  Porque si no se levanta a darle los panes por amigo suyo les digo que al menos por su importunidad se levantará y le dará lo que necesite.  Así también les digo a ustedes: Pidan, y recibirán; busques, encontrarán; llamen a la puerta, y les abrirán.  Porque todo el que pide recibe, y el busca encuentra, y al que toca a la puerta le abren.  Supongamos que a un padre de familia el hijo le pide un pescado; ¿le va a dar una serpientes en vez de pescado? o supongamos que le pide un huevo; ¿le va a dar un alacrán? Ustedes, pues, por malos que sean saben dar cosas buenas a sus hijos.  Con mucha más razón el Padre, que está en el Cielo, les dará el Espíritu Santo, a quienes se lo pidan”.

V/. Palabra del Señor.

R/. Gloria a tí, Señor Jesús.